ESTAMOS COMPROMETIDOS

 

Asumimos un compromiso social para con los pueblos que desde antaño han mantenido los usos ceremoniales y medicinales de la sagrada planta de tabaco y por ello, nos empeñamos en desarrollar un tabaco natural libre de aditivos químicos.

 

Asumimos el compromiso con el medioambiente para establecer una relación saludable entre la tierra y el agricultor, generando nuevos valores en estos vínculos.

CULTIVO RESPONSABLE

 

Estamos dando nuestros primeros pasos hacia el cultivo de tabaco sin uso de agroquímicos. En este sentido, los primeros logros se dieron en el año 2014, en la región noroeste argentina; cuando cosechamos por vez primera un tabaco cultivado -como prueba- sin agroquímicos.

 

Promovemos la reforestación con plantas nativas para crear con ello la biodiversidad necesaria como control de plagas. Para tal fin, plantamos 800 árboles nativos (algarrobos – prosopis spp.) con alentadores resultados.

LOGRAMOS UN BIOENVASE

 

En un trabajo de investigación permanente, hemos desarrollado un envase con conciencia ambiental y social. El sobre para nuestro tabaco orgánico es desarrollado en materiales 100% compostables (papel y diferentes bioplásticos).

 

Los materiales están 100% libres de ftalatos BPA, y otros riesgos para la salud pública, que son habituales en los plásticos tradicionales. No contiene polietileno ni polipropileno. Más de 90% de carbono de origen biológico.